22 de agosto de 2012

El Coronell sí tiene quien le escriba

Colombia lamentablemente sigue siendo un país lleno de toda clase de personajes pútridos y malintencionados, a quienes no les interesa la verdad sino las maneras y la propaganda.
Eso se pudo comprobar con la campaña de amedrentamiento que hicieron los esbirros de personajes mediáticos como Daniel Coronell y Hollman Morris a raíz de un desafortunado mensaje que publicó en Twitter un abogado de Medellín que se hace llamar Héctor William Morales. El comentario, que si bien no pasa de ser muy inapropiado, fue usado para montar toda una campaña de intimidación ni siquiera contra él, sino contra mí, por mi largo recorrido por redes sociales criticando a la izquierda colombiana.
Observen que fueron dos comentarios de la cuenta del abogado Morales, @hwmorales, dirigidos el primero a otro usuario @MAWBARNEP66, y el segundo a mí, @DieGoth_. Sin embargo enseguida empezaron algunos distraídos (que al final del día terminaron siendo muchos militantes izquierdistas twitteros) que me atribuyeron la autoría del mensaje, que curiosamente no pasa de ser la invocación de un fantasma para cometer un homicidio, lo cual es más un amedrentamiento que una amenaza de muerte auténtica.
Si bien yo seguía a @hwmorales, decidí bloquearlo en la mañana al encontrar la avalancha de insultos que me dedicó la milicia coronelliana, no sin antes dedicarle varios mensajes de rechazo a su comentario:
Sin embargo, la manada de cibersicarios no se fijó en eso. Su objetivo era aprovechar algunos retweets malintencionados donde eliminaron al autor original y me dejaron a mí como el supuesto autor de la pseudo amenaza a Coronell. Y el incidente no hubiera pasado de ser un desfile de distraídos que no saben reenviar un mensaje o leerlo con atención, si no fuera porque el mismo Coronell, y su compañero de calumnias mediáticas Hollman Morris, intervinieron para alimentar la campaña propagandística en que sus esbirros convirtieron el mensaje de @hwmorales. Para eso también se valieron de dos oscuros personajes: una alucinada ex secuestrada que no ha podido superar el síndrome de Estocolmo que le dejó su aventura en el avión de Avianca secuestrado por el ELN, y un pseudo “periodista” que no tiene ni el menor asomo de hombría para rectificar sus propias mentiras cuando se las restriegan en la cara:
Le he preguntado a la lunática @leszlikalli de qué piensa acusarme, cosa que no ha sido capaz de responder. Sin embargo insiste en inculparme por la pseudo amenaza de Morales, e intenta ubicarme con todo y foto:
Puro amedrentamiento, buscando silenciarme. ¿Y qué hay del “periodista” Gonzalo Guillén (@HELIODOPTERO)?
Guillén afirma que “los sicarios uribistas” (me incluye) “confiesan que Castaño es su asesino preferido”. @HELIODOPTERO afirma inicialmente que YO soy autor de la pseudo amenaza a Coronell. No importa cuántas veces varios usuarios le enviaron mensajes diciéndole que yo no tuve nada que ver con esa amenaza. Insistió en su “profesión periodística”:
El cínico “periodista” insiste en llamarme “sicario”, y prosigue con la campaña de intimidación alegando que envió a la Fiscalía mi “foto”. Noten que no llama “sicario” a @hwmorales, el autor de la “amenaza”, sino a mí.
Hasta inquietante se vuelve la cacería que monta Gonzalo Guillén, invitando a los milicianos coronellianos a lucrarse económicamente con la campaña de intimidación:
Así ya el asunto es de dinero, poniendo un precio a mi cabeza. Curiosamente lo hace alguien que vive quejándose de los falsos positivos, y ahí lo tienen, fabricando uno con sus propias manos. Y para justificar su actuación ilícita, me atribuye una responsabilidad inexistente, pues yo jamás reenvié la “amenaza” de @hwmorales como cualquiera puede constatar en Twitter:
La falta de hombría de Gonzalo Guillén lo lleva a insistir en culparme, atribuyéndome cosas que jamás dije ni hice, y negándose a responder las exigencias que muchos le hicimos de que aclarara que yo no fui el autor de la “amenaza”. Pero así es el “periodismo” a la colombiana: especulación barata, mentiras, manipulación, algo muy típico en el semi hombre Gonzalo:
Una vez más, el “periodista” Guillén confirma cuál es su propósito intimidatorio contra mí:
Y así el semi hombre alentó a un nuevo sicario mediático para silenciarme, @edgarac22:
No sólo a ese esbirro, sino al mismísimo Daniel Coronell llamó la atención su campaña intimidatoria:
Para Coronell es muy conveniente toda esta campaña: se victimiza, así sea a costa del fantasma de Castaño, se da el lujo de "chuzar" a quién sabe quién para averiguarle hasta la CC a Morales, y de paso alienta a sus cibermatones a darme cacería asimilándome a alguna “causa” de Morales. Y lo mejor es que él sólo tiene que reenviar dos o tres mensajes, y toda su milicia hace el trabajo el resto del día. Y en eso le ayuda un tenebroso colega que se ha codeado con los principales comandantes del grupo terrorista farc, en ánimo de “entrevista”, claro está:
¿Por qué Morris sugiere que alguien que me conozca revele mi identidad? Si le sumamos la “recompensa en dinero” que el “periodista” Guillén quiere ofrecer, ahí tenemos armada una manera de silenciar a alguien que les ha resultado incómodo. Siendo un simple anónimo, es extraño que se ensañen conmigo estos oscuros personajes usando como pretexto un mensaje que ni siquiera escribí, ni mucho menos apoyé. Pero más extraño es que la pseudo amenaza de @hwmorales no era la primera. Ya en septiembre pasado había hecho una muy similar, sin mencionarme, y entonces la jauría coronelliana no reaccionó como hoy, precisamente porque no tenían manera de implicarme en su campaña de odio e intimidación. ¿Por qué? Porque a quien @hwmorales mencionó DEL MISMO MODO QUE HIZO HOY CONMIGO, fue a @juanmurs, uno de la tropa de ellos:
¿Cómo es que nadie se confundió con @juanmurs y no le atribuyeron el mensaje inapropiado de @hwmorales? Simple: @juanmurs no es alguien a quien les interese acallar ni intimidar. A Hollman Morris no le interesa ubicar a alguien de su bando, y a Coronell no le interesa hacerse propaganda victimizándose a costa de uno de los suyos, cuando puede recurrir a un contradictor.
"Hay que actuar". Realmente son muchísimos los mensajes insultanes que he recibido a raíz de la “amenaza fantasmagórica” de @hwmorales a Daniel Coronell, ya que toda la milicia rabiosa me cayó encima como no se molestó en hacerlo con el propio Morales, quien al final fue el autor del mensaje.
Un pretexto para convencerme que lo mejor es callarme y bajarle el volumen a mis críticas contra Coronell y Morris.
¿Pero saben qué lograron con esto? Destapar su hipócrita actitud de farsantes, porque lo último que haré es modificar mi actitud, excepto en lo que respecta a mi seguridad personal, porque lo último que me interesa es ver a un periodista que ha entrevistado comandantes guerrilleros invitando a la cibertropa a “ubicarme” con foto en mano.
Apenas un puñado de los que me saltaron encima sin leer el mensaje original se dignó entender que no fui el autor de la "amenaza" y uno que otro hasta llegó a disculparse conmigo. Pero muchos de los que viven haciendo campaña en #apoyoaCoronell fueron de los más rabiosos milicianos que no les importó quién fue el autor de la amenaza. En vista de que el abogado Morales no es tan activo crítico de sus campañas como yo, el objetivo claramente era dar un golpe moral a todos los que nos movilizamos contra las mentiras y las farsas mediáticas que montan "periodistas" como Daniel Coronell y Hollman Morris, y sus esbirros de menor categoría como Gonzalo Guillén.
La tropa cibersicarial me reclama mi lenguaje agresivo, ¿pero quién recibe con flores y chocolates a una manada de agitadores que lo acusan de haber escrito algo que a la vista de todos pertenece a otra persona? Es porque en Colombia lamentablemente importan más los modales que los hechos. El elegante asesino es admirado mientras a los demás se les niega hasta el derecho a indignarse.
A los demás que sí saben leer un trino y entenderlo, y me apoyaron desde un principio, les agradezco todo el respaldo, y seguiremos mostrando al mundo que la podredumbre en Colombia se disfraza de "buenas maneras" (a veces, sólo a veces lo hacen) para tapar su actitud profundamente hipócrita y malintencionada para acallar las voces críticas.

31 comentarios:

Anónimo dijo...

Necesita un sicologo con urgencia. Y no lo digo en modo de insulto, es verdad, sus actitudes no son normales, ese fanatismo lo tiene enfermo.

Marco Antonio dijo...

Estoy con Diego.

Los mamertos en Colombia solo buscan una excusa para silenciar a quienes hablan con la verdad.

El texto es claro y evidenciado, jamás Diego amenazó, todo lo contrario, él ahora es victima de las amenazas de Coronell, Hollman Morris, y todo su sequito de fanaticos izquierdosos.

Agente P dijo...

Grave, grave. Supremamente grave. No sabía de un caso de "character assassination" tan descarado. También pensaba que el cibermatoneo era cosa de adolescentes.

Da miedo pensar que algo así le pueda pasar a cualquiera, y que sea muy difícil poder defenderse, porque de la calumnia algo queda siempre.

Condeno con toda severidad este ataque ciberterrorista que busca amedrentar y desacreditar a DieGoth, a quien sin conocerlo le expreso mi solidaridad, e invito (quizá inútilmente) a los perpetradores de esta campaña a que tengan en cuenta a aquel mentor que decía "no todo vale", que es otra forma de decir "el fin no justifica los medios", o que no se puede "combinar todas las formas de lucha."

D. dijo...

Anónimo de las 3:03 am: Si yo necesito un psicólogo por exponer lo que ustedes hicieron, ¿qué necesitará usted? Esa proyección que hace en los demás para no afrontar los hechos es preocupante. ¿Dije la verdad, o no? Si mentí o me equivoqué, ¿dónde lo hice?

Ahí el argumento para usted no vale. Y como dije, lo que les importa a ustedes es la MALA FÉ con que sostienen las mentiras sólo porque esa es la versión que les conviene.

Anónimo dijo...

Estoy con usted Diegoth. Empezaré a seguirlo en twitter como un ciber-testigo más sobre lo que llegare a pasar con estas amenazas izquierdistas.

No apoyo a Coronell dijo...

Más allá de la sentencia de muerte que profirieron Gonzalo Guillén, Hollman Morris y Daniel Coronell en contra de Diegoth, de intentar repetir la mentira mil y mil veces para convertirla en verdad; esta situación ofrece una oportunidad sin igual para demostrar la clase de periodismo "independiente" que hacen estos sujetos: efectivamente el periodismo de Coronell, Guillén y Morris es independiente de la verdad.

¿Ese es el "periodismo serio" al que nos quieren someter las huestes chavistas y samperistas?

Hay otra oportunidad en esta situación: si efectivamente interpusieron denuncia contra Diegoth, los denunciantes incurrieron en el delito de FALSA DENUNCIA CONTRA PERSONA DETERMINADA, artículo 436 del Código Penal, y tendrán que responder con cárcel de 4 a 8 años y parte de su patrimonio, por los daños morales ocasionados.

D. dijo...

Marco Antonio: Gracias.

Este asunto fue un pretexto para sacar del medio no sólo a mí, sino de paso a todos los que denunciamos la campaña de mentiras y calumnias de la izquierda colombiana.

Y sí me preocupa un poco ver tanta gente "ubicándome" a petición de alguien como Hollman Morris, pero no por eso dejaré de expresar mis opiniones.

D. dijo...

Agente P.: Gracias por el apoyo y la comprensión.

Siempre ha sido así: los grandes jefes apenas hacen un par de comentarios, y su tropa se mueve el resto del día obedeciendo fielmente sin detenerse a ver qué fue lo que realmente pasó, porque la orden de arriba es acallar a sus críticos.

D. dijo...

No apoyo a Coronell: lo que dice es cierto, en caso de que Gonzalo Guillén o uno de sus jefes insista en realmente "denunciarme", pero también habría que ver qué clase de fiscal le recibiría una denuncia sobre mí. Eso sería muy preocupante, porque entonces cualquiera podría ser "denunciado" por delitos que ni siquiera existen, como invocar un fantasma - sicario en medio de un deseo, o peor aún, ser considerado "cómplice" de tal "conspiración espiritsta" por el sólo hecho de ser mencionado.

D. dijo...

Anónimo de las 9:06 am: Gracias y le espera el followback.

Anónimo dijo...

El periodismo independiente de Colombia se puede definir de una sola forma: No depende de la verdad.

Gonzalo Guillen y Daniel Coronell actuaron de la misma forma que lo haría un capo del narcotráfico, se quedaron estancados en la época en que se le ponía precio a la cabeza de alguien que no estuviera a su favor, citando la frase popular “El que no esté conmigo está contra mí”

Curioso que dos personajes, uno de ellos quien se encuentra implicado en casos tan graves como financiamiento por parte del narcotráfico, actué y promueva una acción tan abusiva y torpe, valiéndose de sus seguidores fieles y ciegos quienes no tuvieron reparo en leer y entender como les dio la gana la situación, esas mismas personas son quienes llaman a sus contradictores “Uribestias”, creo que no puede estar más claro quién es la “bestia” en esta situación, alguien que no sea capaz de comprender un texto de 140 caracteres no debe jactarse de tener educación superior y menos de hacerse llamar periodista, para mi es solo una vieja chismosa de barrio, la cual es capaz de pagar a ambas partes para que continúen con el espectáculo tan bochornoso.

Jamás le he tenido respeto alguno a las personas que actúan de esta forma, aquellos que tiran la piedra y esconden la mano no son merecedores de respeto alguno, gracias a este episodio ratifico posición.
@CM17X

Eduardo dijo...

Diego, lo vengo siguendo hace algunos dias y estuve pendiente de todo el zaperoco que se armo ayer con el tweet que le endilgaron a ud. sin ser suyo ni haberlo RT. Lo dicho ya muchas veces: aca la gente se va por los titulares y no se toman la molestia de leer con cuidado antes de salir como caballo desbocado a decir las babosadas de siempre en cuanto foro hay, sobre todo en el espectador y semana. Reciba ud. mi mas sincero apoyo. Animo, no se deje joder ni amedrentar por esa partida de fariseos...Lo felicito por su defensa aqui donde don Atra. Impecable.

D. dijo...

@CM17X, gracias por el apoyo.

Fueron muchos los que se confundieron con un mensaje de 140 caracteres, pero mas peligrosos son quienes si lo entendieron y lo usaron para recomendar a mis conocidos que publiquen mi informacion personal. Es decir, Hollman Morris, apoyado por Daniel Coronell.

D. dijo...

Eduardo, muchas gracias.

Incluso de algun chavista llegue a recibir comprension. Quien lo diria? Sin embargo algunos fanaticos de Coronell persisten en usar un trino ajeno para tratar de intimidarme, cosa que no van a lograr asi no mas.

Nsoren dijo...

A pesar que difiero con ustedes en muchos aspectos que se publican en este blog y en twitter, lo ocurrido ayer demuestra que en verdad no existe la capacidad de sostener un posición, sea la que sea, y todo por una no lectura, o lectura malintencionada.

Lo que se nota es que se pasó de un debate serio, enriquecedor,a diatribas que ni aportan, y sí conducen a un ciclo perjudicial para el fin común.

En este sentido,las soluciones son simples, no seguir, no leer, pues lo que se ve es más una cacería sin motivo que la posibilidad de debatir.

D. dijo...

Nsoren, lo mas preocupante es que un periodista que se codea con comandantes guerrilleros para entrevistarlos termine invitando a quienes me conocen a que publiquen mi informacion personal.

Ya ni siquiera se trata de debate, sino de destruirlo con amedrentamiento puro.

Jota dijo...

Aquí esta la prueba, ojalá Coronell la vea y se aclare la confusión de una vez.

Anónimo dijo...

Ayer sin toda la información que encontré en esta entrada publiqué un Tweet defendiéndolo a ud y a Morales (al cual ud le dio un RT), hoy me retracto de él debido a la simpatía que expresa él por Castaño, pero sigo apoyándolo a ud Diego, ánimo y fuerza, no se deje amedrentar de estos mamertoides trasnochados.

jaime ruiz dijo...

No hay que olvidar que los señalamientos y manipulaciones de Coronell determinaron el asesinato de Manuel Moya y Graciano Blandón por las FARC.

Es tremendo hasta qué punto los empresarios mafiosos como Perafán terminan preparando el camino de socios del terrorismo como Hollman Morris.

Cada vez son más lo mismo. Tal como es lo mismo la mafia y el chavismo en Venezuela, Ecuador, Nicaragua y Bolivia.

D. dijo...

Anonimo de las 5:19PM: Sin embargo a @hwmorales nunca le hice RT a su mensaje intimidante. Lo seguia desde hace algun tiempo, no recuerdo cuanto, y habia mantenido poco dialogo con el. Sin embargo para Daniel Coronell, todo un "comunicador", la mencion que me hizo Morales lo convirtio en mi "interlocutor y companero de causa".

Vaya uno a saber de cual causa. La de amenazarlo con un fantasma?

Daniel Coronell es casi un delincuente mediatico. De hecho en un pais serio lo seria manifiestamente.

Godopunk dijo...

Agregado DieGoth a mi twitter por solidaridad, y también servir de testigo. (Además también parece ser fan de SY)

D. dijo...

Gracias, Godopunk, y sí, larga vida a Sonic Youth!

Rafael dijo...

Aunque lo sigo desde hace algún tiempo, mi actividad "twittera" es mínima y no me había enterado, en todo caso me parece increible y vil el amedrentamiento del que ha sido objeto. Yo también #apoyoaDieGoth_.

Saludos

Eduardo dijo...

Es imposible interpetrar como autor de la ¡amenaza! a D. Como supongo que los señores ¡periodistas! no llegaron a donde llegaron -referentes morales de la izquierda demagogica- por brutos, asumo que se estan haciendo los maricas y estan aprovechando el nivel de comprension de lectura de sus seguidores (140 caracteres, un par de chistes de condorito) para jugar a los matones.
¡Que jueguen MafiaWars en faceboook si tantas ganas tienen de comportarse como mafiosos! Suerte D., cuidese de esos animales.

D. dijo...

Rafael, gracias por el apoyo.

D. dijo...

Eduardo: Coronell va más allá: para asegurarse de que su jauría de sicarios se fije en mí, me llama "interlocutor" de @hwmorales y me une a su "causa" (la de amenazarlo con el fantasma de Castaño).

Eso ya es una orden directa a sus milicias para atacarme.

dorys dijo...

A Diego todo mi apoyo, soy una simple compatriota hastiada de ver el odio que estila Coronell, Morris y todos los mamertínes de este país, que por el simple hecho de no ser de la izquierda Farc, merezcamos ser perseguidos y estigmatizados como paramilitares, pero Diego no se preocupe los buenos somos más y usted esta entre estos.

D. dijo...

Gracias, Dorys.

Agente P dijo...

Cordial invitación: http://tijerapress.blogspot.com/2011/01/atentado-contra-congresista-democrata.html

MonoPuyana dijo...

Diegoth estoy con usted... Lo estuve buscando el Twitter pero no lo encontré. De todas formas condeno tanto al abogado que piensa en Castaño para hacer justicia, como a Coronell, Morris y los demás mamertos que llevan años siendo victimarios escondidos como víctimas. Espero que algún día en Colombia tengamos justicia, y no divina (porque no creo en dios), sino justicia de verdad.

D. dijo...

Monopuyana, ahora salgo como @LSDell. Gracias.